Hechizos para tener hijos

Si estás tratando de quedar embarazada y has tenido algunas dificultades para lograrlo, existen algunos hechizos y rituales que puedes realizar para lograrlo más fácilmente.

El primero que aconsejaré, debes hacerlo en un lugar en el que te sientas muy tranquila sin que haya alguien que te moleste. Puedes hacerlo en cualquier día y debido a que el ciclo menstrual de cada mujer es distinto, no es necesario que haya algún tipo de sincronía con la luna, así que el día en que lo hagas no afectará los resultados, sin embargo sí debes realizarlo por la noche. Es imprescindible creer en lo que se está haciendo y tener una gran fe en que funcionará. No debe haber energía negativa cuando lo hagas. Para procurar eso, es bueno encender una vela blanca.

Para hacer este hechizo se necesita:

Hijos

  • Un huevo de color marrón o algún otro color que no sea blanco
  • Lápiz azul
  • Una maceta de tamaño grande o mediana tendiente a grande
  • Tierra (nueva, no utilices tierra que ya tengas, compra un pequeño saco)
  • Semillas de alguna flor
  • Agua
  • Miel
  • Diez velas color azul

Para llevarlo a cabo, el primer paso es hacer varios dibujos en el huevo con el lápiz azul. El primer dibujo que debes hacer es un sol, al costado, una luna creciente, luego se dibujará una cruz, el símbolo de la mujer y finamente una estrella de cinco puntas. Debe ser en ese orden. Una vez que los dibujos estén hechos, se toma la maceta, se llena de tierra aproximadamente la mitad de la maceta y después se introduce con cuidado el huevo. Después se echa una cucharada de miel (no debe ser una cuchara pequeña) y se pondrá encima del huevo.

Después de poner la miel, el huevo se tapará con tierra hasta llenar lo que falte de la maceta. Una vez que la maceta esté llena, las semillas de flor se tienen que sembrar. Tienen que ser de una flor que te guste mucho para que siempre que la veas, tengas una sensación positiva y atraigas esa energía al trabajo. Cuando estés sembrando las semillas, debes visualizar que estás sembrando en tu vientre la vida de un ser que va a darte mucha felicidad, alegrías y dulzura, así como la flor que está siendo sembrada en la maceta.

La maceta debe colocarse en un lugar en el que le dé el sol y la luz y debe cuidarse mucho a la semilla para que crezca, debe regarse y se debe estar al pendiente. Seguido de esto, se enciende una vela azul que se coloca junto a la maceta. Se debe encender una vela todos los días durante diez días. Cada vez que se encienda la vela, debes colocar tu mano derecha alrededor de la maceta y pronunciar la siguiente oración: “así como esta planta crece dentro de esta maceta, que así crezca en mi vientre el bebé que tanto deseo.

Que la luz y la dulzura de esta vela y la miel, hagan de mi bebé una bendición para mi familia y para mí. Que así sea.” Es muy importante culminar siempre con la frase “que así sea” para que las palabras tengan más fuerza energética. Además de estar en un lugar en el que le dé la luz del sol, también es importante que la maceta se encuentre en un lugar dentro de tu casa que sea especial para ti, que sea un lugar en el que tú te sientas muy cómoda y no debemos mover la maceta del lugar en el que la pongamos.

Con los cuidados que le darás a las semillas, cuando salga a primera flor, significará que estás embarazada. Este ritual tienes que hacerlo cuando estés decidida a tener un hijo porque va a incrementar demasiado tus posibilidades de tener un bebé.

Otro hechizo que puedes hacer, también debes llevarlo a cabo en un lugar en el que estés tranquila y nadie te moleste y en donde puedas concentrar todas tus fuerzas y tu atención. Para realizarlo necesitas:

  • Un recipiente hondo
  • Azúcar
  • Una vela blanca
  • Un huevo
  • Cerillos

Debes llenar el recipiente hasta la mitad con el azúcar. Al huevo debes dibujarle el símbolo egipcio de la vida. También debes hacerle ese mismo dibujo a la vela y debajo del dibujo, debes escribir tu nombre. Debes colocar la vela encima de un plato y encenderla únicamente con los cerillos y, sosteniendo firmemente la vela con la mano derecha, debes pedirle con gran ímpetu tus deseos y debes pensar fervientemente en lo que quieres, en este caso, quedar embarazada y se lo pedirás al símbolo de la vida.

Durante cinco minutos aproximadamente, debes sostener la vela y en todo ese tiempo y debes mantener ese pensamiento con mucha fuerza. Posteriormente, tomarás el huevo que también tiene el símbolo de la vida dibujado por ti, y lo meterás en el recipiente con azúcar, a modo que el símbolo quede visible hacia arriba. Después tomarás la vela y le echarás al huevo unas gotas de cera, pensando de nuevo en lo que quieres, pidiéndoselo con mucha fuerza al símbolo de la vida.

La cera debes verterla encima del símbolo de la vida en el huevo, hasta que quede todo cubierto con la cera blanca, siempre pensando en tu petición de quedar embarazada con todas tus fuerzas. Después dejarás encendida la vela hasta que consuma sobre el plato y sus restos se quedarán ahí. Después tomarás el recipiente con el huevo encima del plato con los restos de cera y lo pondrás debajo de tu cama, entonces cuando tengas relaciones sexuales con tu pareja, deben pensar en el símbolo de la vida y en el deseo de quedar embarazada.

Debes mantener esto debajo de tu cama hasta quedar embarazada. Una vez que lograste concebir un bebé, debes tomarlo todo, lo metes en una bolsa no plástica de color blanco, que sea de algodón o algún material orgánico y debes enterrarlo junto a un árbol frondoso. Es muy importante tener pensar en el símbolo de la vida cuando tengas relaciones sexuales y así aumentarán mucho tus probabilidades de quedar embarazada.

Para hacer otro ritual, se necesita:

quedar embarazada

  • Un plato de color blanco
  • Un huevo blanco
  • Una vela blanca
  • Una vela verde

Antes que nada, tienes que realizar este ritual cuando haya luna llena. Para hacerlo, primero tienes que cortar ambas velas a la mitad, es un poco complicado de hacer y tienes que dejar la mecha en una de las mitades. Después tienes que unir las mitades de un color con otro y dejar una mecha en cada una. Enciendes un cerillo y calientas la vela para unir la mitad de la parte blanca con la verde, pero no quedarán perfectamente unidas, más bien debes dejarlas muy juntas y colocarlas sobre el plato.

Este proceso requiere paciencia hasta que quedan bien pegadas. Siempre debes hacerlo únicamente con cerillos. Las otras dos mitades se guardan para el mes siguiente. Ya que están muy juntas ambas mitades, enciendes la mecha de la vela. Se espera a que se consuma poco a poco la vela y cada vez estarán más unidas las mitades.

Cuando se haya consumido por completo, en los restos de la cera de la vela, se coloca el huevo blanco durante nueve días, porque cada día simboliza los meses de embarazo. Después, el huevo se desecha. Las otras dos mitades se reservan para el siguiente mes cuando vuelva a haber luna llena.

Otro ritual para potencializar las probabilidades de quedar embarazada, es así: Antes que nada, tienes que estar muy segura de lo que vas a hacer, ya que la decisión de tener un hijo es una decisión importante. Para hacerlo necesitas:

  • Cuatro velas blancas
  • Saliva de la mujer que quiere quedar embarazada
  • Sal
  • Un pañuelo rojo nuevo de materiales orgánicos, como seda (es muy importante que no haya sido utilizado por nadie)
  • Cerillos

Para llevarlo a cabo, tienes que encender las cuatro velas para llenar la habitación de buenas energías, debes encenderlas únicamente con los cerillos o también puedes encenderlas con otra vela de color blanco que no haya sido utilizada para ningún otro ritual. Después se colocará un puñado de sal sobre el pañuelo y debes extenderla sobre el pañuelo. Luego humedeces tu dedo índice con tu saliva y hacer con él una cruz sobre la sal.

Ya que lo completes, repite esta frase: “de la misma forma que la sal fue atraída por la saliva, que así mismo crezca en mi vientre el bebé que tanto deseo y llegue la luz a mi vida”. Después de hacer esto, recoges el pañuelo. Una vez que esté recogido, mételo en el interior de tu almohada hasta que el hechizo surta efecto y quedes embarazada. Una vez que el hechizo haya sucedido, debes tomar el pañuelo y quemarlo.

El siguiente ritual es un hechizo de ayuda o complemento, para aumentar posibilidades de quedar embarazada, sin embargo no es la base para la obtención de los resultados deseados. Más bien aquí dejaremos seguir el curso natural del proceso de embarazo y el ritual será para ayudar a que se aumenten las probabilidades. Hazlo todos los días desde que esté la luna nueva y creciente hasta que sea luna llena.

Necesitas:

  • Una vela blanca
  • Cerillos de madera
  • Una granada grande y fresca

Para hacerlo, debes encender la vela con los cerillos de madera mientras tienes en mente tu deseo y lo piensas con mucho fervor. Después colocas la granada junto a la vela y esta debe estar grande, fresca y no debe estar picada. Dejas que se consuma por completo la vela y los restos los puedes desechar con normalidad. Repite esto todos los días hasta que sea luna llena y llévalo a cabo mes tras mes hasta llegar a la meta del embarazo.

Un último ritual que aconsejaremos aquí, se hace con lo siguiente:

embarazo

  • Una alubia
  • Aceite de oliva
  • Leche
  • Un vaso
  • Cinta adhesiva

Media hora antes de tener relaciones con tu pareja, sirve leche en el vaso, introducir la alubia y dejarla ahí durante un minuto. Después sacas la alubia y la metes en tu ombligo. Luego cúbrela algún tipo de cinta para que no se salga.

Después, introduce tu dedo en el aceite de oliva y dibuja un círculo con e alrededor de tu ombligo mientras pronuncias las siguientes palabras: “que el espíritu de la fertilidad se apodere de mí y que su semilla crezca en mi interior sana y fuerte. Al terminar, toma la alubia y plántala en algún lugar que sea lindo, bueno, tranquilizante o positivo para ti, si es un sitio con algún significado en tu vida, es mejor. Puedes hacer este ritual cuantas veces quieras, siempre antes de tener relaciones sexuales con tu pareja y quedarás embarazada muy pronto.

Cualquiera de estos hechizos puede serte de mucha utilidad para lograr cumplir tu deseo de embarazarte. Hay que tener en mente que cuando has buscado embarazarte por un tiempo y no lo has conseguido, puedes sentir estrés o presión y esos sentimientos no son favorables para propiciar un embarazo.

Al realizar cualquier receta de estas, tu mente va a enfocarse en otras cosas y eso ayudará a reducir el estrés por no quedar embarazado lo que maximizará tus posibilidades de lograrlo. Es importante que también tomes en cuenta que debes tener relaciones sexuales en los días en los que seas más fértil y estés ovulando para así lograr que haya una concepción, sin embargo también debes relajarte y practicar relaciones sexuales espontáneas y sin presiones, aunque estés buscando quedar embarazada, trata de relajarte y que la naturaleza siga su curso.

También es importante que a la par de que trates de no caer en estrés, sigas las instrucciones de cualquiera de estos rituales y hechizos para tener muchas más probabilidades de lograrlo. Si tu pareja te apoya para llevar a cabo cualquiera de estos hechizos, los efectos serán mejores ya que la energía estará enfocada a  la idea y el deseo de tener un bebé y será positivo y tendrá más fuerza.

Deja un comentario